Este batido verde te dará una inyección de energía instantánea para empezar el día con las pilas bien cargadas y de buen humor. Cuando lo pruebes te olvidarás por completo del Cola Cao mañanero y las galletas para desayunar: ¡es realmente adictivo! 

El batido de pera, espinacas y plátano pondrá color a tus mañanas y te proporcionará un montón de beneficios y nutrientes. La espinaca apenas aporta sabor, así que en el cielo del paladar sólo queda la dulzura del plátano y la pera y un refrescante – y un punto afrodisíaco- toque de menta, el ingrediente «mágico» que lo hace inigualable. De textura cremosa y un aspecto más que apetecible, este batido verde constituye un desayuno ligero, saludable y sabroso.

Es una excelente manera de incorporar a la dieta las 5 porciones de frutas y verduras que deberíamos tomar a diario. Además, se trata de una receta que se consigue en tiempo récord, por lo que no da ninguna pereza prepararlo. 

Una de las muchas ventajas de los batidos verdes es que los puedes llevar a cualquier parte, ya sea para desayunar por el camino, si no te da tiempo en casa, o para tomar entre horas cuando el hambre aparece sin avisar. Sin duda, un batido verde siempre va a ser más sano y bajo en calorías que otros muchos alimentos que consumimos como tentempié o para merendar.

Ingredientes para el batido verde

  • 2 peras
  • 1 plátano
  • Un puñado de espinacas
  • Unas hojitas de menta
  • 250-300 ml de agua

Preparación
Lava bien las hojas de espinacas y las de menta.
Pela el plátano y las peras.
Vierte el agua en la licuadora y añade las frutas troceadas, las espinacas y la menta.
Bate hasta que los ingredientes queden integrados y el smoothie tenga la consistencia deseada.

Anímate a poner frutas y verduras en tu vida y a combinarlas en originales batidos. ¡Atrévete a experimentar!